Emprender en España, el deseo “oculto” que ha dejado de ser una excepción a la regla

/COMUNICAE/

El emprendimiento ha dejado de ser el privilegio de unos pocos para convertirse en la opción profesional a la que aspiran cada vez más personas. No importa la edad, el estatus económico, el género o el nivel cultural; solo el espíritu emprendedor

El miedo al fracaso es, según la OCDE, una de las principales barreras al emprendimiento en España. Asumir riesgos, percibir los fracasos como oportunidades de crecimiento o conocer los pasos para desarrollar una idea de negocio desde cero, son cuestiones que aún quedan lejos del paradigma cultural y educativo de nuestro país.

Sin embargo, el boom de los negocios online y todas las actividades asociadas a ellos es una tendencia a la alza que cobra protagonismo poco a poco. Muchas personas desean emprender, pero no saben cómo. Así lo demuestra la campaña de crowdfunding encabezada por Joan Boluda, consultor de marketing online, que sobrepasando ya los 1.000 mecenas ha recaudado en veinte días 40.000 € para financiar la Guía del emprendedor.

Una herramienta sencilla, completa y al alcance de cualquier bolsillo que pretende arrojar luz sobre la senda del emprendedor. Cómo detectar ideas de negocio, cómo validarlas para minimizar el riesgo, qué estrategias establecer o de qué forma elaborar un plan de acción etc. Son algunos de los misterios que la guía desvela y que más de mil mecenas conocerán de primera mano en las primeras semanas de abril.

La crisis del empleo por cuenta ajena ha hecho despertar a muchos jóvenes y no tan jóvenes a una nueva realidad en la que internet marca las pautas del nuevo mercado y las habilidades online se convierten en un valor mucho más seguro que un contrato precario.

A poco más de dos semanas de finalizar la preventa de ejemplares en boluda.com/guia, la campaña ha sobrepasado el 800% de su objetivo. Gracias a esta avalancha participativa, los mecenas han activado todas las recompensas extra, incluida la creación exclusiva de una red social privada desde la que hacer contactos e impulsar el crecimiento de sus respectivos negocios.

Cuatro patrocinadores ya la han avalado aportando un total de 5.000 €, la cifra inicial que pretendía recaudarse, y cada día más personas se siguen sumando a esta iniciativa para revolucionar sus expectativas laborales. Un deseo que supera con creces el miedo al fracaso y marca la estela de un cambio de mentalidad.

Faltan solo dieciocho días para descubrir cuál será el resultado final de este proyecto sin ánimo de lucro, cuyo único objetivo es acompañar paso a paso a sus futuros propietarios para crear un negocio propio. Sin prisas, sin agobios, al ritmo de cada cual, pero evitando perderse en el camino.

Pronto se descubrirá cuántos más están dispuestos a hacer realidad el cambio.

Fuente Comunicae

Powered by WPeMatico