La patata ayuda a fortalecer el sistema inmunológico, según Monti

/COMUNICAE/

Con la llegada del otoño, el tiempo se vuelve algo más inestable. A pesar de los días calurosos, las temperaturas comienzan a descender y las noches se vuelven más frías. Comienzan las lluvias y, a lo largo del día, es frecuente pasar del calor a la ligera brisa que puede hacer que al cuerpo le cueste aclimatarse. Durante esta época del año se incrementan los enfriamientos y catarros debido a este período de transición entre el verano y el invierno

Por esta razón, es habitual que haya una mayor preocupación por mantener el sistema inmunológico en buenas condiciones. De esta manera, se previenen muchas enfermedades o se evita que el impacto de las mismas sea de un mayor calibre. Para ayudar a conseguir este objetivo, Monti señala como una gran aliada a la patata, ya que, según ellos, puede ayudar a fortalecerlo.

«La alimentación juega un papel fundamental a la hora de mantener un sistema inmunológico fuerte. Sabemos bien que, cuando este está debilitado, se es más propenso a contraer enfermedades o infecciones. Hay que proteger al cuerpo desde dentro y una dieta equilibrada será la herramienta principal para conseguirlo», explican desde Monti.

«Los beneficios de la patata son muchos, como ya hemos señalado en varias ocasiones. Y uno de ellos es el fortalecimiento del sistema inmunológico. Además de hacer que nuestra dieta sea equilibrada, la patata ayuda a tener un organismo más sano», añaden, «Esto ha sido demostrado y puede deberse gracias a la fécula resistente que contiene».

Para que su efecto sea mayor, desde Monti señalan que «es recomendable consumirlas frías, como pueden ser las patatas hervidas. Esta fécula resistente no es digerida por el intestino delgado, pasando al intestino grueso y fermentando allí. De esta manera, se ha podido observar un sistema intestinal más sano. Igualmente, se detecta una disminución del nivel de leucocitos y linfocitos, los cuales suelen aparecer cuando hay inflamaciones o enfermedad».

Por esta razón, desde Monti concluyen que, para afrontar con una mejor salud el período otoñal, el aporte de los alimentos adecuados al organismo es imprescindible. De la misma manera, un estilo de vida saludable, mantener unos horarios de descanso adecuados y evitar el estrés evitarán que el sistema inmunológico se vea afectado.

Fuente Comunicae

Powered by WPeMatico